Archivo

Entradas Etiquetadas ‘enfermedades parasitas’ XML Feed

El gusano de Guinea


Antiguo testamento 4:21:5-4:41:6. Y habló el pueblo contra Dios y contra Moisés, diciendo: ¿por qué nos hiciste subir de Egipto para que muramos en este desierto? Pues no hay pan ni agua, y nuestra alma tiene fastidio de este pan tan liviano. Y Dios envió entre el pueblo serpientes ardientes, que mordían al pueblo; y murió mucho pueblo de Israel.

Esta cita bíblica parece indicar que el antiguo pueblo de Israel sufrió una epidemia causada por Dracunculus medinensis durante su huida de Egipto. Además de esta “pista” histórica, otras pruebas, como gravados de médicos persas utilizando el método de extracción del verme que sigue vigente hoy en dia, nos dan una idea de los milenios que esta afección ha acompañado a la humanidad.

El Dracunculus medinensis es un verme, del grupo de las denominadas filarias (por su aspecto de hilos, largos y finos), cuyo adulto hembra tiene como hábitat el tejido subcutáneo humano, normalmente en las extremidades inferiores. Cada vez que la hembra emerge del paciente para la puesta de sus larvas hijas provoca un gran dolor que resulta muy incapacitante, impidiendo a la persona trabajar. La única cura es la extracción del adulto, enrollándolo alrededor de un pequeño palo y con extremo cuidado, ya que su rotura puede provocar la muerte por shock anafiláctico. De esta serpiente ardiente enrollada en un palo, se supone proviene la Vara de esculapio, símbolo de la medicina.

La dracunculiasis, que únicamente encontramos en África, causó 3.500.000 de muertes en 1986, sin embargo, la relativa facilidad de evitar la infección ha favorecido que los programas de erradicación llevados a cabo desde entonces ha permitido eliminarla de varios países, decreciendo su incidencia de forma que en pocos años puede ser la segunda enfermedad infecciosa humana erradicada.

Para conocer más sobre este parásito y la enfermedad que provoca se pueden visitar las siguientes web:

http://www.cdc.gov/parasites/guineaworm/

http://www.cdc.gov/dpdx/dracunculiasis/index.html

http://www.cartercenter.org/health/guinea_worm/index.html

 

 

 


Miércoles, 1 de octubre de 2014 Sin comentarios

Enfermedad de Chagas


También conocida con el nombre de Mal de Chagas-Mazza (en honor a los doctores Carlos Chagas y Salvador Mazza, que dedicaron gran parte de su vida al estudio de esta enfermedad), o como Tripanosomiasis americana. Es una enfermedad provocada por la infección por Trypanosoma cruzi. Un protozoo flagelado que es capaz de infectar células humanas provocando diversas manifestaciones clínicas que pueden llegar a ser mortales.

Se dice de ella que es una enfermedad silenciosa, ya que aquellos que la padecen pueden estar infectados durante años (décadas) sin saberlo, pudiendo llegar a morir de forma repentina (muerte subita), desarrollar sintomatologías poco agresivas, o incluso morir con una edad muy avanzada sin haber llegado a darse cuenta nunca de estar infectados, aunque sufrieran sus consecuencias de forma subclínica o poco evidente.

Esta enfermedad es endémica de la zona sur de USA hasta tierra de fuego (Argentina), regiones donde se encuentra el triatomino (vinchuca, barbeiro, chinche besucona, etc.) transmisor del parásito.

Se calcula que hay unos 90 millones de personas expuestas a esta enfermedad, con unos 16 millones de infectados, y unos 200.000 nuevos casos al año.

Sin embargo, esta enfermedad no está “limitada” a la zona de distribución de su vector natural, ya que, al encontrarse en sangre y tejidos, esta afección puede transmitirse también por transfusiones sanguíneas, transplantes y, más grave, a través de la placenta de la madre infectada, pudiendo provocar graves daños al feto.

Para ilustrar mucho mejor la complejidad de esta enfermedad y sus implicaciones en la salud púbica comparto con vosotros un par de documentales realizados por el cineasta y fotógrafo Ricardo Preve. Os los recomiendo encarecidamente.

 

Chagas, un mal escondido (2005)

Chagas, a silent killer (2013)


Miércoles, 17 de septiembre de 2014 Sin comentarios